dreams sueños unagi magazine everly brothers lista canciones favoritas songs

Mis canciones favoritas de… sueños

El 28 de agosto de 1963, Martin Luther King pronunció en el Lincoln Memorial de Washington su célebre discurso I have a dream (Tengo un sueño), en el que proclamaba la igualdad entre los seres humanos y reclamaba el fin del racismo.

Él tuvo un sueño, que en mayor o menor medida (más bien menor) se ha ido haciendo realidad, algo que todas las personas hacemos a diario: deseos, alegrías, esperanzas… y también tristezas, pesares y horribles monstruos pueblan nuestros sueños.

Por eso, para homenajear a los compañeros inseparables de nuestras noches (y en el caso de algunos, también de sus días), este mes le dedico mi lista temática de canciones favoritas, precisamente, a los sueños. En el fondo, todos somos unos soñadores y hay muchos y buenos temas.

Vamos con la lista…pero antes de empezar, un consejo: soñad todo lo que queráis, pero, siempre, tened presente lo que decía el gran Calderón de la Barca.

¿Qué es la vida? Un frenesí. / ¿Qué es la vida? Una ilusión, / una sombra, una ficción, / y el mayor bien es pequeño: / que toda la vida es sueño, / y los sueños, sueños son.

 roy orbison dreams sueños lista canciones favoritas

Crowded House – Don’t dream It’s Over

Empezamos la lista con la banda creada por los hermanos Finn en nuestras antípodas. Mitad australianos, mitad neozelandeses, Crowded House, fueron unos de los mayores superventas a finales de los 80 y principios de los 90. Su elegante pop y soft-rock inundaba las emisoras de radio y sonaba por todas partes.

Dentro de su disco de debut, en 1986, el grupo, incluyó este tema, elegido como una de las mejores canciones australianas y neozelandesas de todos los tiempos. Don’t dream It’s Over es una preciosa historia de amor, desamor y esperanza ante el final de una relación y las barreras que otros puedan llegar a poner en medio.

Supertramp – Dreamer

Crime of the century fue una de las obras maestras de uno de los referentes del rock progresivo, la banda británica Supertramp. En este disco, de 1974, aparecía una de las canciones que alcanzó mayor éxito de este grupo: Dreamer.

La canción, que fue compuesta por el lider de Supertramp, Roger Hodgson, es absolutamente inconfundible. El machacón sonido del Wurlitzer acompaña a la agudísima e inconfundible voz del cantautor británico. Tras la separación de la banda, Hodgson ha seguido interpretándola en solitario haciendo las delicias de muchos soñadores.

Ella Fitzgerald & Louis Armstrong – Dream a little dream of me

Seguro que todos habéis escuchado decenas de veces esta maravillosa canción, en una de sus múltiples versiones, pero hasta hoy desconocíais sus orígenes, pensando que sus autores eran algunos de sus intérpretes más conocidos.

Pues no, pese a que este tema se hizo muy famoso en la década de los 60′ gracias a la versión de The Mamas & The Papas, que vendió millones de discos, sus orígenes se remontan mucho más atrás en el tiempo.  Dream a little dream of me, fue compuesta en 1931 por Fabian André y Wilbur Schwandt (la música) y por Gus Kahn (la letra), siendo grabada por vez primera en febrero de ese año por Ozzie Nelson.

De las muchas versiones que se han hecho de esta canción, la que hoy os traigo aquí es una de mis favoritas: dos de los monstruos sagrados de la música negra, Ella Fitzgerald y Louis Armstrong, que ya la habían grabado por separado, se unieron para realizar esta maravillosa versión.

The Everly Brothers – All I Have To Do Is Dream

Seguimos con un tono suavecito y ahora vamos con Everly Brothers, una banda de country y rockabilly, originaria de Kentucky, que con este tema alcanzó uno de sus mayores éxitos.

La canción fue compuesta por el matrimonio formado por Felice and Boudleaux Bryant, compositores de algunas de las mejores canciones de la banda (suyo es también el célebre Bye bye love) y fue grabada en directo por los hermanos Everly, contando a la guitarra con uno de los mayores genios de la guitarra country: el grandísimo Chet Atkins.

Cuando hayáis escuchado los primeros acordes, vuestra mente volará (los sueños, sueños son, recordad) a desodorantes, colonias y similares. Tranquilos, no estáis locos, la razón es que esta canción ha sido utilizada hasta la saciedad en anuncios publicitarios, para transmitir dulzura y suavidad.

Roy Orbison – In Dreams

In dreams es una balada operística del cantante de rock Roy Orbison, que he elegido por dos motivos.

En primer lugar porque la canción es bellísima, con su historia de amor perdido y el recorrido vocal de Orbison por dos octavas (algo al alcance de muy pocos intérpretes).

La segunda razón es más personal, y es que el tono oscuro y crepuscular de Orbison encajaba perfectamente en la obra también oscura y surrealista y, por qué no decirlo, un poco perturbada, de un genio del cine, como es David Lynch, que la eligió para una de mis películas favoritas: Blue Velvet. La escena en que Dean Stockwell canta en playback el tema, alumbrado por una lámpara, durante una de las alocadas correrías de la perturbada plantilla encabezada por Dennis Hopper es una auténtica obra maestra, que recomiento que no os perdáis.

Marilyn Manson – Sweet dreams (are made of this)

Que sí, que no me he equivocado, que ya lo sé, que Sweet dreams es una canción compuesta e interpretada por David A. Stewart y Annie Lennox, los componentes del dúo británico Eurythmics, pero quería despedirme con mucha energía y había que cambiar de ritmo, así que he elegido la versión más popular de esta canción (y que personalmente más me gusta), la de Marilyn Manson.

La canción original, uno de los grandes éxitos de los 80, merece entrar por méritos propios en una de mis listas futuras (“Canciones que van de otra cosa distinta de lo que parece”). Y es que estos dulces sueños incluyen más oscuridad de la que puede verse a simple vista. Hay quienes han querido ver sadomasoquismo entre estos sueños, otros han visto el uso y abuso que las discográficas hacen de los artistas… Los propios autores, han dicho que, en realidad va sobre la vida, sobre los distintos tipos de personas que conoces, de cómo las usas y de cómo permites que te usen a tí… Se admiten interpretaciones.

Todo este tono oscuro no podía escapársele al mago de las pesadillas y de las versiones oscuras, Marilyn Manson, que en 1995 hizo esta perturbadora versión, aportando su inconfundible sello personal.

Y esto es todo, amigos… Sé que me he dejado muchas en el tintero, pero siempre podemos ir a por una segunda parte. ¿Sugerencias?

Autor: Luis Ángel Ramos Cuesta

Luis Ángel Ramos Cuesta
Oteo el horizonte desde Unagi Magazine y os cuento lo que veo. ¡Ah! y además soy el irresponsable responsable de dirigir este proyecto.

Suscríbete a nuestro Newsletter

Únete a nosotros y recibirás GRATIS en tu correo todas nuestras noticias, además de eventos, promociones, descuentos y sorteos exclusivos

¡Gracias por suscribirte! Necesitamos confirmar tu dirección de e-mail. Para terminar con la suscripción, deberás hacer clic en el vínculo del mensaje que acabamos de enviar a tu buzón de correo. ¡GRACIAS!

Pin It on Pinterest

Share This