¡Buenos días excursionistas, hoy es el día internacional de la tortilla de patatas!

No, no nos hemos confundido, ni esto es un reboot de la maravillosa “Atrapado en el tiempo”, pero nos parecía una bonita forma de empezar un artículo dedicado a este día, relacionando una de nuestras películas favoritas con una de nuestras comidas favoritas.

En efecto, hoy 9 de marzo es el Día internacional de la tortilla de patatas y, aunque no sabemos si la spanish omelette podría considerarse como el plato nacional español, sí que es cierto que está entre los más característicos de nuestro país, por lo que hoy, sin duda, estamos de fiesta 🙂

Y para celebrarlo, vamos a hablaros de varios restaurantes madrileños donde este plato ha adquirido galones (y en algún caso, incluso ha tomado mando en plaza) y alcanzado el grado de excelencia.

Hace tiempo ya os hablamos de algún restaurante donde la tortilla de patatas era la protagonista, pero no vamos a desaprovechar la oportunidad de recomendaros más sitios donde degustar este delicioso manjar. Y es que parece mentira que una receta hecha solo a base de huevo, sal, patata, aceite (y, sí, cebolla, que aquí somos totalmente #concebollistas), pueda dar tanta felicidad a nuestros paladares y estómagos.

Lugares donde comer tortilla de patatas en Madrid

Vamos a recorrer algunos de los lugares más “tortilleros” de la capi y de paso, nos daremos una vuelta por casi todos sus barrios más céntricos.

Barrio de Salamanca – Colósimo

En la Calle Ortega y Gasset, 67, se asienta Colósimo, el restaurante donde según muchos de los críticos especializados, se degusta una de las mejores tortillas de la capital.

La variedad de Colósimo es ideal para amantes de la tortilla de patatas clásica (con cebolla, eso sí) y “poco hecha”. ¿La clave de su éxito? Unas buenas patatas confitadas con cebolla (las hacen siempre juntas) y huevo poco cuajado. Y para muestra, dos botones, la foto que abre este artículo y la que va a continuación.

Además, cuenta con el valor añadido de que puedes degustarla a cualquier hora del día, pues la sirven desde el desayuno hasta la cena.

Chamartín – La Tajada

En la calle Ramón de Santillán, 15, muy cerquita del final del Paseo de la Habana, se encuentra La Tajada, un lugar ideal para degustar, como dicen en su web: “comida rica pensada para compartir”.

En este restaurante podréis disfrutar de platos tradicionales a los que han dado su propio toque. Y en lo que a nuestra protagonista se refiere, la ofrecen en dos variedades: tortilla de patatas clásica (para desayunar) y tortilla de merluza de pincho.

tortilla de patatas la tajada

Malasaña – Amargo place to be

En una de las arterias principales de Malasaña (la Calle del Pez, 2) se encuentra el Amargo place to be…o to eat, o to drink o toloquesea… porque el sitio mola mucho, y sí que es un sitio donde da gusto estar.

El Amargo destaca por su carta internacional, en la que España es una de las protagonistas y en la que, por tanto, la tortilla más española no podía faltar. Concretamente podéis encontrarla en dos variedades, pensadas para compartir: tortilla de patata trufada y caramelizada y tortilla de patata con setas trufadas, caramelizada y con alioli casero.

Ah! Y abren de 9 de la mañana a 2 de la madrugada, así que tenéis tiempo de sobra a lo largo del día para ir a probarla 😉

tortilla de patatas amargo place to be

Los Austrias – Café del Nuncio

En la Calle Segovia, 9, se encuentran unas de las escaleras más fotografiadas de esta zona tan castiza como es el Madrid de los Austrias y de la capital en general. Y es que el Café del Nuncio es un local histórico (tiene más de siglo y medio de vida) destacado por su ambiente bohemio y cosmopolita, por su emplazamiento y sus magníficas vistas.

En un lugar con tanta tradición, no podía faltar la tortilla de patatas, aunque en este caso reinterpretada en su particular versión con pochas en salsa verde…Toma pan y moja (y no lo decimos solo en sentido figurado 😉

cafe del nuncio

Plaza Mayor – Los Galayos

Y de un restaurante con poso histórico, nos vamos a otro que no se queda atrás.

El Restaurante Los Galayos, situado en la calle Botoneras 5, esquina con la Plaza Mayor, fue fundado en 1894 y ha tenido especial protagonismo en la vida social y cultural de nuestro país en el último siglo. No en vano, aquí se reunía a menudo la Generación del 27 (fue donde tuvo lugar su última reunión antes de la Guerra Civil) y según ha declarado Arturo Pérez-Reverte, aquí fue donde vio la luz el personaje del Capitán Alatriste.

Pero no solo de cultura vive el ser humano, y en Los Galayos puedes disfrutar de la típica cocina castellana, que cada vez es más elaborada incorporando las nuevas tendencias gastronómicas.

Fruto de ello, destacan tres variedades de nuestro protagonista de hoy: la tortilla española cuajada al momento, la tortilla paisana gigante (con patata, chorizo, guisantes y pimiento) y la tortilla de espinacas y atún.

La Latina – Matritum

Terminamos nuestro recorrido no muy lejos de la Plaza Mayor, en la Cava Alta, 17, donde se encuentra la Taberna Matritum.

Matritum es un establecimiento que hace honor a su nombre de taberna, pues es un lugar donde la comida comparte protagonismo con el vino (no en vano tienen cerca de 400 referencias en su bodega).

Aquí el picoteo es un arte, en el que mezclan tradición y refinamiento, y en lo que se refiere a la tortilla, no podía ser menos. Su variedad, la tortilla de corral con alubias plancheta con cocochas de bacalao al pil pil.

matritum

Bueno, amigas y amigos, aquí termina nuestro viaje, esperamos que hayáis disfrutado con él

¡Nos vemos en el próximo!