¿Cómo? ¿Personalizar el cochecito de mi bebé? ¿Por qué debería hacer eso? ¿Acaso no puede ir en un cochecito normal?

Pues por poder, puede, pero te vamos a dar varias razones que puede que te hagan cambiar de opinión, porque al fin y al cabo, ¿quién no quiere lo mejor para sus chiquitines, especialmente cuando acaban de nacer?

Pero empecemos por el principio… Estáis embarazados y comienza la auténtica locura de compras de todos los enseres para vuestro peque: silla de paseo, maxicosis, tronas, capazos, sillas de coche grupo cero, sillas de coche a partir de los 9 meses… ¡Uff, mareos dan solo de pensarlo!!

En ese momento, plantearte personalizar el cochecito de tu bebé (o el resto de artículos mencionados) puede tener múltiples ventajas que te contamos en este post.

Personalizar el cochecito de tu bebé será muy beneficioso para él

Como te decía antes, desde que nacen nuestros bebés ellos son quienes importan y no repararemos en gastos para que se sientan como verdaderos reyes (o reinas).

Te gastas una pasta en un cochecito, trona, etc. y tal vez descubres que está hecho de algún material sintético que no es precisamente lo que más te gustaría que estuviera en contacto con la piel de tu bebé.

Pues la solución es tan sencilla como personalizar ese cochecito, poniéndole una funda que cuide su piel y su salud. ¿Recomendaciones? Apunta 😉

Elige una realizada con tejidos de origen natural, como el algodón.

Cuida de que los materiales y tejidos sean también hipoalergénicos, para no irritar esas pieles tan delicadas y transpirables, para evitar la proliferación de hongos.

Y por supuesto, ten mucho cuidado en que esté bien cosida y elaborada, para que las costuras no lastimen su piel.

Personalizar el cochecito de tu bebé te hará ahorrar dinero

Sí, ya sé que os decía que no íbamos a reparar en gastos para que nuestros bebés estuvieran como reyes… pero mal no estaría ahorrarse un dinerito.

Carritos, cunas, cochecitos, cambiadores…de repente todo es un mundo, hay tantas cosas que no sabíamos que existían…y son todas tan… caras… especialmente las que dan un mayor servicio de calidad y comodidad.

Es posible que tengas los cochecitos o sillitas de sus hermanos mayores o que tus amigas, compañeros de trabajo… te hayan ofrecido las de sus hijos, pero claro, están gastadas y a ti te gustaría algo más nuevo.

Pues personaliza estos enseres con unas fundas nuevas y volverás a estrenar sillita, sin necesidad de tener que gastarte el dinero en comprar una nueva.

Por ejemplo, ¿a que no sabías que existía una colchoneta para silla de paseo, que puede actualizar la imagen de cualquier sillita, convirtiéndola en la más actual del mercado?

personalizar el cochecito de tu bebé

Personalizar el cochecito de tu bebé le hará ser el más guay del barrio

Los cochecitos nuevos pueden ser muy confortables, muy cómodos y ergonómicos… pero son todos iguales. Colores neutros, diseños pensando más en la utilidad que en la estética y tejidos uniformes.

Personalízalo y te asegurarás de que el cochecito de tu bebé no solo es el que más te gusta, sino que además es único.

Aquí puedes poner en práctica el DIY (comprar colchoneta, una funda chulísima con tu estampado favorito y personalizar el cochecito…) o bien puedes acudir a empresas que se dedican específicamente a fabricar productos para personalizar estos accesorios.

En efecto, existen marcas como janabebe.com, que no solo actualizan la “carrocería” de tu cochecito con fundas de diseños atractivos y de máxima calidad, sino que además, disponen de modelos compatibles con las principales marcas del mercado.

Personalizar el cochecito de tu bebé es una práctica respetuosa con el medio ambiente

Por si fuera poco lo que te hemos contado hasta ahora, personalizar el cochecito de tu bebé no solo es algo bueno para ti y para él, también lo es para todos, pues es una práctica de consumo responsable, totalmente respetuosa con el medio ambiente.

Al reutilizar el cochecito estás dándole una segunda vida útil y, por tanto, reduciendo el impacto en el medio ambiente, al eliminar los residuos que se producirían si lo desechas.

Puedes reutilizar el cochecito de su hermano mayor, su primito…esa silla que te han prestado, y además, dándole un aspecto totalmente actual, limpio, cómodo y moderno. Porque si se trata de reutilizar una sillita, no tienes por qué renunciar a darle un toque de lo más actual.

Bueno, entonces qué… ¿te hemos convencido y te animas a personalizar el cochecito de tu bebé?